Archivo de la categoría: Libros

manos a la obra


screenwriter

Hoy empiezo a retomar mi blog, pero prometo que en esta etapa dejaré los spams a un lado.

Comienza una nueva etapa en mi vida. Me he lanzado a hacer un master en guion, y espero aprender a contar de una vez por todas todo aquello que llevo dentro. Con muchas ganas de mostrar a través de grandes historias cómo llegar a ser feliz.

Hablaré de libros, poesía, cine, series tv, deseo encontrar de una vez por todas qué demonios es realmente el storytelling y poder escribir algún post sobre ello, recuerdos, fotografías, y algunas otras cosas que seguramente a mucha gente no le interesen, o sí. ¿Qué importa?

“En vez de posibilidades yo cuento con las realidades de mi pasado, no sólo la realidad del trabajo hecho y del amor amado, sino de los sufrimientos sufridos valientemente. Estos sufrimientos son precisamente las cosas de las que me siento más orgulloso aunque no inspiren envidia”. -Victor Frankl

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo Actitud, Arte, Cinema, fotografía, Libros, Música, story.telling

Señora de rojo sobre fondo gris


senora-de-rojoSeñora de rojo sobre fondo gris es una profunda lectura sobre un libro en el que uno puede llegar a comprender qué es el amor verdadero por otra persona. De hecho, la lectura de éste y su incomprensión del amor después de ello, me resulta incomprensible.

Miguel Delibes describe a lo largo de la obra, y de forma muy amena, cómo ha querido a su mujer. Narra los hechos más relevantes previos a su muerte y los que han marcado en él su propia personalidad. Utilizando como excusa narrativa la crisis artística que está viviendo como pintor se nos cuenta su historia personal, y la madurez que va adquiriendo el personaje con la reflexión de esta. Parece que la incomprensión de la existencia sin su mujer hace que M.Delibes sienta la necesidad de escribir y desahogar todos sus pensamientos en lo que acaba configurando una breve novela. O se le podría llamar más bien un “ensayo humanístico existencial”.

Toda la historia gira en torno a dos líneas paralelas muy unidas. Por una parte, su mujer enferma… Por la otra, él ya puede pintar. Según se va explicando, el artista cree firmemente que no era realmente él quién pintaba los cuadros, sino “los ángeles bajaban y sus manos eran un mero instrumento”. Más adelante, cuando su mujer está ya muy enferma ,entablan una conversación delante de los cuadros y él estalla en un llanto. Le confiesa a su mujer que es realmente ella quién pintaba, y que con su enfermedad le es imposible seguir pintando. La inspiración ha desaparecido y bajo su sombra, el artista. M.Delibes está plasmando aquí la incomprensión de la vida sin su mujer, porque ve cerca la pérdida de ella y, en consecuencia, una parte de él mismo. Es un amor verdadero que ha llegado a su máxima plenitud.

“La vida sería más llevadera si dispusiéramos de una segunda oportunidad”. El artista no se perdona el hecho de no haber valorado lo suficiente a su musa. La inspiración que ahora desaparece. Se castiga de egoísta y egocéntrico a lo largo de la novela aunque es en realidad esa tristeza de una parte imprescindible en su vida lo que cubre con neblina la capacidad para ver que es el amor verdadero lo que está padeciendo.

La admiración que M.Delibes siente por su mujer alimenta segundo a segundo el amor por ella, que se eleva y trasciende más allá de la vida terrenal. Sus constantes alusiones al optimismo del que él en ese momento carece es la complementariedad perfecta que cierra el ciclo vivido a su lado.

“En el peor de los casos, yo he sido feliz 48 años; hay quién no logra serlo 48 horas en toda su vida”

“Nos bastaba mirarnos y sabernos. Nada importaban los silencios, el tedio de las primeras horas de la tarde. Estábamos juntos y era suficiente. Cuando ella se fue todavía lo vi más claro: aquellas sobremesas sin palabras, aquellas miradas sin proyecto, sin esperar grandes cosas de la vida, eran sencillamente la felicidad”

Deja un comentario

Archivado bajo Libros

tienes un GIFT


Querido lector,

Me gustaría hablarte sobre una asignatura que, en parte, creo que a algunos puede llegar a cambiarles la vida. Se trata de Storytelling, sobre el cuento. Estamos en ella unos 20 alumnos, igual más. Muchos se habrán matriculado porque el nombre suena,…cool. Pero, ¡qué suerte la suya! Damos vueltas y vueltas a la escritura de los relatos cortos, de los cuentos, hablamos sobre Flannery O’Connor,  Carmen Martín Gaite, ¡y tantos otros…! Pero lo mejor es el modo en que la clase es impartida. Tres profesores, que han dejado el listón muy alto. Aunque uno de ellos aún debe impartir alguna sesión, los dos restantes han sabido despertar en mi ese deseo de encontrar mi gift. Mi estrella, como dice Belén. Siento hablar con nombres, pero incluso es público este proyecto que ella lleva entre manos. Follow your own star. ¿Te has planteado alguna vez cuál es tu gift? Parece irónico, pero cuando pensé que lo tendría más claro, más borroso lo veo. No lo distingo. Y ahí estoy, tratando de buscar aquello, curioso, escondido, incógnito,… Belén me ha ayudado, y cuando lo encuentre, se lo haré saber. Y, probablemente, estoy de nuevo en estas líneas de nostalgia de hojalata para descubrirlo. Esa hojalatería,… no quiero conformarme con haber escuchado a Antonio, a Belén.

stars

 

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Others

Si lo bueno breve, dos veces bueno


the-hobbitDespués de haber leído el manual de Linda Seger sobre adaptaciones cinematográficas, El arte de la adaptación (cómo convertir hechos y ficciones en películas),he llegado a la conclusión, que la película de El Hobbit: un viaje inesperado, es un error de adaptación. Desde mi punto de vista, y después de haber leído muchas críticas acerca del tema, se ha entendido mal el concepto de adaptación, ya que la película resulta casi una copia calcada del libro. El mero hecho de que se haya sobrepuesto la innovación tecnológica sobre la propia narrativa de la historia es, en mi opinión, el error más grande.

Pero debo de reconocer que antes de ver tal película, fue gran la sorpresa que me llevé al ver que son muchos los puntos negativos en los que coinciden la mayoría de críticos: demasiada tecnología (3D, 48 fotogramas), poco avance en la trama, ritmo lento, ‘más de lo mismo’,… ¿qué es entonces lo que ha fallado?

En el caso de las adaptaciones cinematográficas no podemos olvidar que el cine en sí es un arte independiente. El séptimo arte. Por tanto, como arte independiente tiene sus propias normas de juego. Evidentemente, la literatura y el cine siempre han estado estrechamente realcionados, pues así fue como se dio comienzo al cine, como otro modo de representación de obras literarias. El mismo Griffith declaró que gracias a C.Dickens aprendió a hacer cine narrativo.  Sin embargo, a medida que se fue consolidando el séptimo arte, pudimos darnos cuenta que jugaba en otra dimensión. Ya lo teóricos como Kracauer en un comienzo odiaban la adaptación porque alejaba al cine de su categoríaa independiente. Y es precisamente esto lo que creo que ha sucedido con El Hobbit. Para adaptar mal una novela es mejor que no se adapte. Comparto totalmente la opinión de C.Boyero cuando dice que agradecería mucho que, en lugar de 3 horas la película durara 20 minutos. Son tan sólo algunos aspectos los que cambian, como la suma de personajes que no aparecen en la novela original pero sí en los anexos que escribió J.R.R.Tolkien sobre el mundo de La Tierra Media. En definitiva, es la esencia lo que debe valorar a la hora de juzgar si una adaptación es ‘buena’ o ‘mala’. P.Jackson intenta introducir el carácter infantil que J.R.R.Tolkien plasmó en su novela a través de los enanos. Con un tono a veces hasta sarcástico, trata de no perder ese punto que lo diferencia de El Señor de los Anillos. A fin y al cabo es un cuento para niños. Y ¿qué necesidad había de realizar tres partes de un cuento para niños? El libro, que ni siquiera llega a las 400 páginas, se convierte en 9 horas en la pantalla cinematográfica.

Desde luego a los fans de la saga El Señor de los Anillos no les importará mucho que se extienda la historia 9 horas más. Incluso pueden llegar a agradecerlo. Y para el resto resulta casi desagradable. Los motivos por los que P.Jackon aceptó este reto pueden ser muchos, pero así lo declara en su crítica C.Boyero: “a P.Jackson se le hizo una oferta que no podía rechazar”. Parece que esta película ha sido el simple escenario de un espectáculo meramente tecnológico donde la trama cinematográfica brilla por su ausencia. Dejar al espectador en el momento en que crece el interés, cuando Bilbo Bolsón emprende realmente su viaje,… Debe reconocerse, a forma de cebo está muy bien conseguido, pues los que se quedaron con las ganas de saber qué sucederá en la segunda película, volverán a las salas de cine para comprobarlo. Aunque hay que decirlo, no necesitan más que la novela para saber exactamente qué sucederá, se trata de una película totalmente predecible. Sólo sorprende por sus imágenes paisajísticas y por los efectos especiales. Creo que la conclusión de este trabajo puede resumirse en si lo breve bueno, dos veces bueno. 

Deja un comentario

Archivado bajo Cinema, Libros

Harry Potter y la traducción brutal


 No sé si habréis leído alguna vez Harry Potter,  pero  supongo  que la mayoría de vosotros sí. ¿Y  en varios  idiomas? Creo que  en ese caso os  habréis dado cuenta de  la mala traducción que  tienen muchos de sus nombres,  concretamente  con los  traducidos al catalán.

Después de leer el trabajo de investigación de  bachillerato de mi hermana Blanca, la magia  que esos  libros me habían transmitido en mi  niñez, ahora  desaparecía. Y a la conclusión que  llego es que a J.K  Rowling se le subió tanto a la  cabeza su fama, que al  final se convirtió más  escribir en un interés comercial  que en un  placer, tal y como empezó. ¿Me he lanzado de  la  moto? No lo creo, y os diré por qué. Al hablar  con la  traductora de algunos libros (tenéis más detalles en el  enlace de abajo) reconoció que la famosa escritora pasó  olímpicamente de los traductores. Los del español optaron por coger basicamente los mismos nombres propios del inglés o traducirlos literalmente, mientras que los nombres en catalán resultan ser hasta ridículos. No tienen nada que ver, en su mayoría.

Os dejo algunos ejemplos :

  •  Adalbert Waffling (inglés y castellano) –>  Albert Xarramecu (catalán)
  •  Bathilda Bagshot (inglés y castellano) –>  Dolors Plorós
  •  Emeric Switch (inglés y castellano) –>  Xavier Mundancer
  • Mr. Argus Flich, the caretaker (inglés) –> Sr. Argus Filch, el celador (castellano) –> Sr. Argus Filch, l’encarregat de manteniment (catalán)
  • Trevor (inglés y castellano) –> Pau (catalán)

Pero consultar el trabajo, que lo explica mucho mejor que yo (De Oliver Wood a Marc Roure. Traducción de los nombres propios de Harry Potter y la Piedra filosofal).

De todo esto solo saco una conclusión: más vale no ser famoso y hacer las cosas bien que enriquecerte de fama hasta las orejas para luego no haber aprendido de ello, de lo que te ha costado llegar hasta la cima, y desde ahí arriba, destrozar la trayectoria.

ÍTACA

Cuando salgas de viaje para Ítaca,
desea que el camino sea largo,
colmado de aventuras, de experiencias colmado.
A los lestrigones y a los cíclopes,
al irascible Posidón no temas,
pues nunca encuentros tales tendrás en tu camino,
si tu pensamiento se mantiene alto, si una exquisita
emoción te toca cuerpo y alma.
A los lestrigones y a los cíclopes,
al fiero Posidón no encontrarás,
a no ser que los lleves ya en tu alma,
a no ser que tu alma los ponga en pie ante ti.

Desea que el camino sea largo.
Que sean muchas las mañanas estivales
en que -¡y con qué alegre placer!-
entres en puertos que ves por vez primera.
Detente en los mercados fenicios
para adquirir sus bellas mercancías,
madreperlas y nácares, ébanos y ámbares,
y voluptuosos perfumes de todas las clases,
todos los voluptuosos perfumes que te sean posibles.
Y vete a muchas ciudades de Egipto
y aprende, aprende de los sabios.

Mantén siempre a Ítaca en tu mente.
Llegar allí es tu destino.
Pero no tengas la menor prisa en tu viaje.
Es mejor que dure muchos años
y que viejo al fin arribes a la isla,
rico por todas las ganancias de tu viaje,
sin esperar que Ítaca te va a ofrecer riquezas.

Ítaca te ha dado un viaje hermoso.
Sin ella no te habrías puesto en marcha.
Pero no tiene ya más que ofrecerte.

Aunque la encuentres pobre, Ítaca de ti no se ha burlado.
Convertido en tan sabio, y con tanta experiencia,
ya habrás comprendido el significado de las Ítacas.

C. P. Cavafis

4 comentarios

Archivado bajo Libros

Tintín y la historia contemporánea


El cetro de Ottokar

Tintín salva al reino de Syldavia de un golpe de estado fascista. Un grupo de fascistas planean robar el cetro de Ottokar, lo que significa la abdicación de su rey (Hergé, 1939: 25) si no recupera su cetro en tres días. En aquellos días de guerra de constantes revoluciones, asaltos y ataques, la población mundial se había dividido en grupos dependiendo de la ideología de cada uno. En este cómic, Hergé refleja los golpes de estado, concretamente uno fascista. Durante una fiesta celebrada en el palacio real del rey de Syldavia, Tintín intenta avisar a Su Majestad de que está en peligro y que intentan robarle el cetro. Una vez consigue introducirse en el palacio, unos revolucionarios lo reconocen, y para que lo echen de allí dicen que Tintín es anarquista (Hergé, 1939: 38).

“En aquella época estaba claro que Alemania era el objetivo, y el Cetro de Ottokar no es otra que la narración e un Anschluss fallido.”1 El hecho de que los revolucionarios fascistas pierdan y no puedan realizar el golpe de estado previsto, suponía una victoria de “ficción”, impensable en aquella época por cualquiera que quería hundir a los nazis y evitar su política expansionista.

“El coronel Sponz parece manifiestamente alemán, con su punto de Erich von Stroheim. ¿Acaso no se llama Müsstler el malo del Cetro de Ottokar, una combinación evidente de Mussolini y Hitler?”2 (Hergé, 1939: 53 y 58).

Asimismo, en la página 58 del cómic, el rey nombra la “Guardia de Acero”. Rumanía, en su tiempo, tuvo un rey vulnerable, Carlos II, y en ella gobernaba un partido fascista llamado Guardia de Hierro, que en 1938 forzó al país a refugiarse bajo Alemania. 3

Por lo demás, “el ¡Amaïh! de sonoridad fría, es una versión sildava del ¡Heil! hitleriano.”4 La sorprendente similitud entre las armaduras de los soldados de la frontera bordura con las armas nazis, los fusiles Mauser, sus cartucheras y sus cinturones son los de Wehrmacht de Hitler (Hergé, 1939: 33 y 54) y los aviones de la pista de aterrizaje bordura con claramente alemanes (Hergé, 1939: 56).

1 FARR, Michael: Tintín. El sueño y la realidad, Zendrera Zariquiey, Barcelona, 2002

2 FARR, Michael: Tintín. El sueño y la realidad, Zendrera Zariquiey, Barcelona, 2002

3 FARR, Michael: Tintín. El sueño y la realidad, Zendrera Zariquiey, Barcelona, 2002

4 FARR, Michael: Tintín. El sueño y la realidad, Zendrera Zariquiey, Barcelona, 2002


Deja un comentario

Archivado bajo Historia, Libros